Lukka por fin tuvo su Gran Premio.

Lukka por fin tuvo su Gran Premio.

En la mejor performance de su palmarés y luego de segundos en El Ensayo (G1), la Copa Jackson (G2) y El Derby (G1), el hijo de Lookin at Lucky sumó la mayor victoria de su carrera y debutando en el teatro palmeño se adjudicó el Gran Premio Hipódromo Chile (G1).
Tras un mano a mano notable con Krakken, la prueba de 2.200 metros quedó por 3/4 cuerpos en las patas del abanderado del stud Jockey, enseña que después de 12 años repitió lo conseguido con Ascot Prince.
2.16.54 fue el registro que dejó el criado en haras Don Alberto que tuvo la conducción de Jorge González y a Juan Pablo Baeza en la preparación

Deja una respuesta